ESTÉTICA ONCOLÓGICA: Hoy os traigo este post,propiedad de Nuria Sánchez,personal shopper donde nos explica que vivimos en una sociedad en la que desgraciadamente el parecer es más importante que el ser. El cáncer y sus tratamientos provocan en el paciente una transformación más o menos rápida de su cuerpo, hecho que puede desencadenar inseguridades como pérdida de identidad, autoestima o confianza. Varios estudios demuestran, sin embargo, que las personas que se cuidan y se ocupan de su apariencia ya sea antes, durante o después de un cáncer gestionan mucho mejor los aspectos fisiológicos y psicológicos de la enfermedad, logrando que este período no sea tan duro.

En este sentido, entre los distintos tipos de ayuda a los que los pacientes de cáncer acuden para cuidar su imagen encontramos el color y la asesoría de imagen en general. Ambos conceptos pueden englobarse bajo el concepto de Estética Oncológica, entendiéndose como herramientas útiles para conocerse mejor, cuidarse y, por lo tanto, sentirse mejor.
Los colores transmiten emociones y sensaciones. Cuando aprendemos a utilizarlos y combinarlos de la mejor manera posible, logramos que se conviertan en un instrumento ideal para vernos mucho mejor y, en consecuencia, sentirnos bien con nosotros mismos.

Para conocer cuáles son los colores que más te favorecen, puedes realizar un test de color. El primer paso es conocer tu armonía. Sentada frente a un espejo, observa tus características (color de piel, ojos y cabello). Según estas, puedes pertenecer a la armonía fría o a la cálida. Es importante que no vayas maquillada. Del mismo modo, los colores también se clasifican en cálidos/fríos y opacos/luminosos. A continuación, utiliza una amplia gama cromática de pañoletas, en la que encuentres colores primarios, secundarios y todas las gamas y tonalidades, con la finalidad de descubrir cuáles son aquellos colores que más se adecuan a tu armonía y que, por lo tanto, te aportarán grandes beneficios: aspecto más saludable y luminoso a la piel, mirada más intensa, líneas de expresión suavizadas, etc. El objetivo es crear una paleta de colores personalizada que, al mismo tiempo, determine la imagen que quieres transmitir.

Así, de este modo cuando empieces a utilizar los colores correctos empezarás a sentirte más favorecida. De lo contrario, cuando utilices colores incorrectos, la piel adquirirá un aspecto opaco, la mirada se volverá triste y las pequeñas imperfecciones y las líneas de expresión se acentuarán, haciendo que la imagen que transmitas no se corresponda con la deseada. Aplicado a la Estética Oncológica, un buen color que te favorezca hará que te veas y sobre todo te sintamos mejor.
Habrá días en que no puedas o no te apetezca maquillarte. Sin embargo, ahora ya sabes que si te pones un pañuelo, un jersey o cualquier otra prenda de un tono que te favorezca, lograrás cambiar totalmente tu aspecto (a mejor, por supuesto).
Es importante tener en cuenta que el test de color va mucho más allá de la búsqueda de colores que favorezcan, ya en este sentido se convierte en un ejercicio que implica totalmente a la persona en una “terapia real”. La finalidad es dejar la enfermedad de lado, pensar únicamente en uno mismo, mimarse y dejarse asesorar por los consejos de los profesionales de la asesoría de imagen.
En definitiva, el impacto de la asesoría de imagen consiste en recuperar la confianza en uno mismo, lo que nos ayudará a mejorar nuestras relaciones con el entorno. “Verse guapa genera emociones positivas y mejora la calidad de vida”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s